Cómo se hace

Cómo despedirse correctamente

12:23Gustavo Ortega

Si estás buscando la forma correcta de despedirte de alguien, déjame decirte que no la hay.

Foto de hace un buen par de años, junto a viejos amigos.

Si gastas tu tiempo buscando el detalle correcto para decirle un “adiós” o un “hasta luego” a una persona, es porque no quieres tener que despedirte de ese ser y verle ese día por última vez o dentro de un tiempo no muy cercano.


Una mañana me desperté a las 5:00 AM, como me lo había pedido un amigo, para despedirnos y charlar un rato por última vez (En persona, para lo demás está Whatsapp, Skype, Facebook, etc.) hasta que nos volvamos a ver. ¿Qué sucedió? Se levantó para irse más temprano de lo previsto, cuando leo el mensaje que dejó en mi teléfono, sentí un pequeño vacío, se me amelló el corazón. Pero a los minutos recibí otro mensaje: “Espérame en mi casa, se me quedó el pasaporte y vamos de regreso.” Salí corriendo y llegué a la casa de mi amigo, que quedaba a apenas una cuadra de mi casa. Terminé acompañándolo al aeropuerto, caminamos un rato mientras esperaba el vuelo y ni porque fuera una despedida nos dejaron las extrañezas que siempre nos sucedían.  Buscando algo para desayunar, un tipo muy raro se le insinúa, pero no es ese tanto el problema, si no lo feo que era el tipo.

Luego de darle un abrazo y despedirme de mi amigo, volver a casa con un taxi que casi me cuesta un ojo de la cara, pasó el día hasta que empezaba a anochecer. Momento en el que acostumbraba a visitar a la amistad que recién se fue. Salí de mi cuarto y por poco llego hasta mamá para avisarle que iba a casa de mi amigo, pero frené a medio camino cuando recordé que ya estaba en rumbo a otro país.

Así de vacío como leen, se siente. Pero estoy seguro que conocen esto, uno mejor que otro, puesto que la vida es un sinfín de despedidas. Hasta que nos despiden a nosotros.
Porque no solo despedimos amistades, también amores, y no solo a cualquier gente, también despedimos a nuestra familia.

Esto no tiene que ser algo triste necesariamente, porque lo es. También significa un cambio inminente en nuestro presente, futuro; en nuestras vidas. Para ocupar ese tiempo vacío que solíamos compartir con esa persona, recurrimos a nuevas costumbres, nuevos pasatiempos e intereses. Nos queda seguir creciendo, teniendo presente lo que aprendimos con esa persona. Sabiendo que luego vendrá alguien a hacerte esa compañía que falta, pero aun sintiendo ese pequeño vacío porque sabes que ese alguien no podrá reemplazar a esa amistad.

¿Por qué no se podrá reemplazar? Porque estamos hechos de recuerdos, y entre esos recuerdos no se encuentra el recién llegado. Se encuentra la persona que estuvo años a tu lado, escuchando tus estupideces, haciéndote agarrar mil rabias, compartiendo carcajadas y tristezas. Se encuentra la persona a la que ibas a su casa, abrías su alacena y nevera, y le comías la comida (Sí, porque ahí te das cuenta que como amigo eres una sarna ¿Pero qué amigo no lo es?).
No hay forma correcta de despedirse de una persona, porque siempre querrás ese poco más junto a ella, el tiempo que ha pasado nunca es suficiente. Por fortuna, yo no he perdido el contacto con mi amigo, casi hermano.

Y tú, mi lector ¿Has encontrado la forma correcta de despedirte de alguien?

Con dedicatoria a un buen amigo, se te extraña A.M.

You Might Also Like

0 comentarios

Flickr Images

Formulario de contacto